Dedicación del nuevo centro de reuniones en Tarragona

Fachada de nuevo centro de reuniones der Tarragona
Fachada del nuevo centro de reuniones de Tarragona.

En 1998, en la pared de la capilla de Tarragona que uno veía nada más entrar en el edificio, colgaba un cuadro con la imagen de lo que, según se leía, sería el nuevo centro de reuniones de la Iglesia de Jesucristo en la ciudad. Al parecer, ya por entonces planeaba la idea de que los miembros del barrio de Tarragona pronto tendrían una capilla mejor acondicionada donde llevar a cabo sus reuniones.

Veintitrés años después, el pasado 11 de abril tuvo lugar la dedicación del hermoso centro de reuniones. Un edificio que los tarraconenes no se habrían imaginado ni en sus mejores sueños. Y es que se trata de un espacio ubicado en pleno centro de la ciudad, que se ha construido además como centro de estaca. En él, “se enseñará el Evangelio restaurado, se fortalecerá a los santos y se seguirá recogiendo a los hijos de nuestro Padre Celestial, en preparación para Su Segunda Venida”, explicó en su día el obispo Francisco Martínez Navarro a los medios de comunicación.

El edificio, cuya palada inicial se llevó a cabo el 14 de octubre de 2017, dispone de cinco plantas, dos de ellas subterráneas y dedicadas al aparcamiento de vehículos, con capacidad para cuarenta y nueve coches más una veintena de plazas eventuales en la zona de patio-jardín.

En la primera planta, a pie de calle, se encuentran los despachos y las oficinas de dos obispos y un presidente de estaca. En ella también se ubica la pila bautismal, así como la clase de la Sociedad de Socorro y el Centro de Historia Familiar. La segunda planta, de doble altura, se ha dispuesto como salón sacramental con capacidad para cuatrocientas y una gran ampliación con cocina donde se llevarán a cabo diversas actividades sociales, culturales y de servicio. Por último, la tercera planta dispone de varias aulas para los jóvenes, los niños de la Primaria, etc.

El solar cubre una superficie de 2000 m2, y la superficie total construida es de cerca de 4000 m2. “El objetivo de esta iniciativa es poder tener un protagonismo mayor en el contexto de Tarragona y establecer más vínculos con la ciudad”, apuntó en un artículo sobre la edificación el Diari Mes Tarragona.

Tanto los líderes del barrio como de la estaca prepararon con esmero el día de la dedicación, siguiendo escrupulosamente las medidas de aforo y de seguridad estipuladas por el gobierno local. Al acto asistieron el presidente de estaca, Ferrán Silvestre, quien presidió la reunión y pronunció la oración dedicatoria, y su consejero, Benjamín Alba, quien dirigió la reunión. 

La hermana Rosa Cartanyá compartió su testimonio como la primera persona en ser bautizada en Tarragona, en 1975, y contó algunas anécdotas de los orígenes de la Iglesia en la ciudad. Compartieron también su testimonio como pioneras (1979) las hermanas Montserrat Tarragó y Carmen Pino. También dirigieron la palabra a los asistentes el hermano Josué Sánchez, gerente de propiedades y operaciones inmobiliarias de la Iglesia, y el obispo del barrio, Carlos Gómez. Durante la reunión se pasó un emotivo video editado por el hermano Salvador Carles, quien en los últimos años ha ido recopilando imágenes aéreas de todo el proceso de construcción desde la primera palada, pasando por las obras de cimentación y hasta el final de la construcción.

De entre las autoridades civiles y políticas, asistieron: el senador Santiago José Castellá Surribas; Josep Milá Ricomá, Joan Bladé Nuñez y Joan Cabré Beltri, del Despacho de Arquitectos Milá que llevaron a cabo el proyecto de construcción; Manel Marçal, Caporal de los Mossos d’Esquadra; Joaquim Besora, Presidente de la Junta de Lectores de Reus; Manel López, miembro del Supremo Consejo Masónico de España, y su esposa, Maite Carricondo Santisteban; la doctora Nuria Villanova, coordinadora del Banco de Sangre de Tarragona; y Josep María Ferrán, Presidente de la Federación de Asociaciones Vecinales Siglo XXI de Tarragona. También asistieron los periodistas Biel Roquet y Gerard Martí, del Diari Mes Tarragona; Carla Pomerol y Pere Ferré, del Diari de Tarragona.

El hermoso espíritu de este sagrado momento llegó al corazón de quienes estuvieron presentes, pero también de quienes siguieron el acto desde sus hogares, tanto en Tarragona como desde otras partes del mundo, a través de YouTube (“Dedicación de Centro de Estaca y Reuniones de Tarragona”). Así lo expresó doña Maite Carricondo Santiesteban, cuando se le preguntó si le había gustado el centro de reuniones después de realizar una visita guiada por todas sus instalaciones: “Me ha gustado muchísimo. Pero no solo el edificio… me ha gustado muchísimo todo lo que he sentido”. Palabras similares expresó el senador Santiago José Castellá.
“Tarragona cuenta ahora con un nuevo misionero a tiempo completo, las 24 horas del día y los 365 días del año, un “estandarte a las naciones”, un centro de estaca y centro de reuniones para los santos de esta parte del mundo y de la viña del Señor” afirma Luis N. Suárez,
director de Comunicaciones de la Estaca Hospitalet.

La ciudad de Tarragona cuenta actualmente con más de setecientos miembros inscritos, y una asistencia antes de la pandemia del COVID-19 de en torno a los doscientos miembros. Entre los fieles miembros que a lo largo de los años han anhelado la llegada de este día, es recurrente la idea de que, a partir de ahora, la belleza del centro de reuniones y la paz que irradia va a congregar a muchas más personas que busquen a Dios con un corazón sincero y deseen venir a Cristo.

El acto se puede ver en línea, a través de YouTube ('Dedicación de Centro de Estaca y Reuniones de Tarragona').